domingo, 10 de abril de 2011

Los cielos protectores


Voy en bici hasta mi recién descubierto gimnasio al aire libre, lleno de gente desde muy prontito, hago mi circuito y vuelvo tranquilamente, disfrutando de la mañana, del aire fresco, del olor del romero en flor, de las hojas verdes brotando de los árboles y junto a casa este árbol (cercis siliquastrum) cuyas semillas llevo años intentando sacar adelante con poco éxito. Ninguna ha llegado a la tercera temporada. Pero esto no se va a quedar así.

No hay comentarios: